Apreciado Sr. España,

Imagínene usted cómo de hinchados tenemos los huevos los catalanes que hasta nuestro President, súbdito del socialismo españolista, y el president de la Patronal catalana, siempre rendido a los pies del poder centralista, han estallado casi al mismo tiempo.

Que Montilla diga en la Capital del Reino que el Gobierno Central nos está tomando el pelo y que eso puede llevar a que muchos catalanes le den la espalda a Ud, señor España, de una forma irreversible es un signo evidente de que las cosas se están haciendo rematadamente mal.

Que Juan Rosell demuestre con datos que en los últimos once años la Comunidad de Madrid ha recibido un 28% (¡ventiocho!) más de inversiones reales que Catalunya y que eso afecta a los mandatos de González, Aznar y Zapatero, es revelador. Y que una cosa es lo que se dice que se va invertir y otra cosa muy distinta lo que se acaba invirtiendo en realidad. Y que Rosell llame mentirosos e indocumentados a los políticos españoles que acusan de insolidaria a unaComunidad Autónoma que da mucho y recibe muy poco es, como mínimo, esperanzador.

Señor España, alguna cosa está canviando en Catalunya y espero que la no vuelta atrás como insinuó Montilla sea cada vez más real.

Antes de acabar, le invito a que se solidarice con nosotros y firme el manifiesto del Català Emprenyat, demostrando su señorío y su solidaridad con todas las regiones de Ud., España.

Sin más, se despide un habitante de Ud., que cada vez está menos a gusto habitándole.

P.D.: Si no firma el manifiesto, le mandaré a nuestro presentador estrella, símbolo de la campanya en nuestro entorno blogosférico…

Advertisements